El corset es una prenda  erótica que realza la figura de la mujer: reduce la cintura, levanta el busto y destaca las caderas.

Los inicios del corset tenían como única finalidad reducir hasta donde fuera humanamente posible la cintura de la mujer para aumentar o disminuir el pecho sin tener en cuenta su incomodidad o la salud de la persona.

El origen del corset se sitúa en el año 1700 A.C. y se consideraba una prenda de lujo y sacrificiocuando las habitantes de la Isla de Creta lo utilizaban para destacar su figura levantando sus senos de tal manera que se mostraran por fuera de su ropa.

Eran diseñados con telas muy resistentes, colores claros y varillas metálicas pegadas a los lados y cordones cruzados para apretar la cintura hasta la asfixia y obtener así esos alucinantes 50 centímetros de diámetro.

Otro de los momentos destacables de este invento fue cuando Catalina Médicis prohibió que las mujeres mostraran una cintura ancha en la Corte Real de Francia en 1550 y obligó usarlo llegando a situaciones extremas de asfixias e incluso desmayos.

Al fin empezaron los grandes cambios y fue Clara Clark con su bendita aparición en el universo del corset y comenzaron las mejoras: modificó el corset con un diseño semejante al del brassiere que conocemos hoy; un diseño de bolsas pectorales y tirantes que pasaban por los hombros y se cruzaban en la espalda.

Tras varios años de trabajo no sólo transformo su diseño sino que también se le añadieron sensuales y coquetos detalles como el liguero que inicialmente usaban las bailarinas de Can-Can.

Actualmente ya son mucho más cómodos y sugerentes.El corset ha tenido grandes cambios sin dejar de lado la idea inicial de estilizar la figura, ya que ahora además ayuda a mejorar las malas posturas y hasta reducir tallas.